La Tripulación es un juego de bazas con una idea muy original, es cooperativo. Esta rareza llega en castellano por Devir Iberia.

La Tripulación, un trabajo para una mente colmena

La tripulación juego de mesa

Ficha

La Tripulación

  • Editorial: Devir Iberia
  • Diseñador: Thomas Sing
  • Ilustradores: Marco Armbruster
  • 2-5 jugadores
  • 20 minutos

¿De qué va?

La Tripulación es un juego de bazas que tiene la peculiaridad de ser cooperativo. A lo largo de 50 misiones deberemos trabajar en grupo para cumplir los objetivos de cada partida.

La Tripulación se juega como prácticamente cualquier juego de bazas. Hay 4 palos y cada vez que un jugador inicie una baza, todos los demás jugadores están obligados a jugar el mismo palo, siempre que tengamos en nuestra mano.

Adicionalmente existen 4 cartas de cohete, que solo pueden ser jugadas si no podemos seguir al palo que ha iniciado la baza o si iniciamos una baza con dicho cohete. Estos cohetes ganan a cualquier carta.

Si un jugador no puede seguir el palo que ha iniciado la baza, entonces podrá jugar cualquier otra carta que quiera.

Como siempre en este tipo de juegos, la baza la ganara la carta más alta, correspondiente al palo que ha iniciado la baza, salvo que se juego un cohete, que como ya hemos dicho, gana cualquier baza.

La peculiaridad del juego, es que tendremos 50 fases que nos presenta el juego y que deberemos tratar de cumplir.

Cada fase tiene su propia estructura diferente y que va complicandonos la vida, cuanto más avancemos. Lo habitual es que se saquen una serie de cartas de objetivo, marcadas por la fase en la que estemos jugando.

De estos objetivos, los jugadores irán cogiendo uno cada uno, hasta que se hayan repartido todos. Estos objetivos normalmente indican, que el jugador que se ha llevado dicho objetivo, deberá ganar una baza que incluya la carta indicada en el objetivo.

Adicionalmente, el juego va proponiendo incluir una serie de tokens, que hacen que los objetivos deben ganarse siguiendo un orden.

Por último, a lo largo de los escenarios de la campaña, se irán implementando novedades y mecánicas nuevas que hacen el juego cada vez más complicado.

Si conseguimos cumplir todos los objetivos de nuestra fase, podremos pasar a la siguiente y así, hasta que hayamos completado las 50 fases.

La tripulación juego de mesa

Escalabilidad

Si algo tenemos claro, es que La Tripulación no es un juego para dos jugadores. En ese rango de jugadores pierde totalmente la tensión y su dificultad baja enormemente, haciéndolo un juego sin sustancia ni interés.

El principal reto de La Tripulación es que cuanto más diversificados están los objetivos y las cartas, más difícil es ganar. Esto se debe, a que, los objetivos están repartidas y que, la información de las cartas que no tenemos, está más sesgada.

Hay más pistas eso sí, pero no lo suficiente como para afectar la tensión el juego.

Sin duda 4 o 5 es su número.

Estética y componentes

El juego en sí es bastante feo y sosillo, no se si es una deformación de los juegos de bazas, pero salvo casos excepcionales como Claim, el resto es bastante descafeinado.

Las ilustraciones son bastante reguleras, con materiales de calidad media baja y con un claro resultado de un juego, que se podría haber trabajado más.

Lo mejor y lo peor

Pros

  • Su original sistema de jugar a bazas de manera totalmente cooperativa.
  • Un buen cooperativo es aquel que marca un reto difícil de conseguir, La Tripulación en ese sentido, supone un un gran juego que exige a los jugadores cada vez más.

Contras

  • Ilustraciones y componentes, mal.
  • El juego escala mal a 2 jugadores, siendo demasiado fácil y carente de tensión.

Contexto

La Tripulación es un juego de bazas al más puro estilo tradicional, casi os diría que la gente más mayor con experiencia en juegos como la pocha, el tute, la brisca y cosas así, seguramente dominará estos juegos, mucho mejor que nosotros.

Un gran juego para disfrutar en cualquier ambiente familiar, jugón y lo que se tercie.

La tripulación juego de mesa

Conclusión

Si un juego te enfrasca a echar 10 partidas del tirón el primer día que lo sacas a la mesa, ese juego tiene gancho.

Este efecto, difícilmente lo vamos a ver en juegos de peso o de larga duración, porque es difícil disponer del tiempo como para afrontar un reto de esa magnitud. Pero, es este tipo de juegos, los que resaltan la valía de hacer un buen filler. 

La Tripulación se basa en un concepto mega sencillo, en el que los jugadores tienen que enfrentarse a los retos de un juego de bazas, de manera cooperativa.

Este hecho obliga a los jugadores a cambiar totalmente el chip y pensar en lo que denominaríamos mente colmena, en el que intentas indicarle a tus compañeros, cómo puedes hacer para ganar las bazas que te corresponde y que ellos ganen las suyas.

Es cierto, que sin duda, siempre va a haber un elemento de azar, en el reparto de cartas y en los objetivos que salen cada partida, que harán que ciertas misiones, sean imposibles a la primera. Pero, esto no supone un escollo porque cada partida, dura apenas 10 minutos y si fallas, lo que te pica es a volver a intentarlo.

En la parte negativa, un aspecto visual bastante mejorable y que hace honor a que la mayoría de los juegos de bazas son feos.

La Tripulación es un reto, ágil, con mucha diversidad de misiones, muy atómico en sus partidas y que te hará soltar una buena ristra de carcajadas, con las situaciones esperpénticas que se van a dar y sobretodo cuando intentemos explicar porque la hemos liado al jugar la carta incorrecta.

Un juego, que tiene la virtud de enganchar a todo tipo de jugadores, porque tiene los elementos para llamar la atención de los jugones y todos los recuerdos de cualquier juego de bazas tradicional.

En definitiva, una brillante idea que ha sabido calar en los jugadores y que engancha a jugar una partida tras otra.

 

Si quieres leer más reseñas, no dejes de visitar nuestra sección

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!