Sagrada es un juego abstracto que ha dado el salto desde Kickstarter a tiendas bajo el sello de Devir Iberia.

Sagrada, construyendo las vidrieras de la Sagrada Familia

sagrada juego de mesa

Reseña en formato cuestionario: rápido de leer, entretenido de hacer.

Ficha

Sagrada

Cuestionario

¿Qué?

En Sagrada, los jugadores representan maestros vidrieros encargados del diseño y construcción de las vidrieras de la Sagrada Familia.

Para tal fin, los jugadores participaran en un juego abstracto, con una mecánica de colocación de dados, estos dados se utilizan sobre todo a modo de piezas de un puzle al que le deberemos dar la mejor forma posible.

En Sagrada, los jugadores dispondrán de un tablero de 4×5 donde irán colocando unos dados.

Al principio de la partida se colocarán 3 objetivos de puntuación comunes, 3 técnicas comunes, cada jugador cogerá un objetivo de color oculto, cada jugador cogerá una carta de guía/patrón y robará tantas piedras de habilidad como su carta diga.

Para esto se jugarán un total de 10 rondas en las que, en cada ronda, se cogerán al azar 2 dados por cada jugador presente en la partida + 1 adicional.sagrada juego de mesa

Estos dados se tirarán y comenzando por el jugador inicial, cada jugador cogerá un dado, cuando todos hayan cogido un dado, empezando por el ultimo jugador y en orden inverso, todos los jugadores cogerán un segundo dado.

Estos dados los iremos colocando en nuestro tablero personal siguiendo unas normas básicas:

  • Dos dados con el mismo número no pueden estar adyacentes ortogonalmente.
  • Dos dados del mismo color no pueden estar adyacentes ortogonalmente.
  • La guía/patrón que hemos cogido al principio de la partida, nos obliga a colocar ciertos colores o valores en algunas casillas.

Siguiendo estas normas, se irán produciendo un total de 10 rondas, en las que si hemos hecho todo bien habremos colocado 20 dados en nuestro tablero personal, si en algún momento, no podemos coger ningún dado que cumpla las normas de colocación, deberemos descartarlo.

La única manera de saltarse las normas de colocación, es utilizar alguna de las 3 técnicas que se pusieron en común al principio de la partida. Para utilizar estas técnicas, necesitaremos descartar piedras de habilidad.

Al final de la partida conseguiremos puntos en base a nuestro objetivo personal (oculto), y los objetivos comunes. Sumaremos un punto por cada piedra de habilidad que nos haya sobrado y restaremos 1 punto por cada casilla de nuestro tablero que haya quedado vacía.

Sagrada, es un claro ejemplo de un juego que entra por los ojos.

sagrada juego de mesaEstética y tema

Al ser un juego abstracto, su temática solo esta presente para darle arte y diseño a este juego.

Dentro de la estructura de las cartas, si podemos encontrar ciertas similitudes con lo que serían las técnicas utilizadas para crear las vidrieras, pero es algo más bien anecdótico.

En cuanto a la estética, ya hablamos de otra cosa, la idea de que sean vidrieras ayuda mucho a que el resultado obtenido con la colocación de dados, le de una estética muy llamativa.

En este sentido, si estamos ante un juego cuidado al detalle. Los tableros de las vidrieras están muy bien logrados, desde la ranura para colocar la carta de guía, pasando por los huecos donde colocaremos los dados y terminando por una estética muy colorida y llamativa.

Todo en el diseño de Sagrada esta cuidado y hasta las piedras que tenemos para hacer las técnicas tienen una producción esmerada.

No se puede poner ningún pero a la producción del juego, que realmente es muy notable.

Rejugabilidad

Sagrada incluye diferentes cartas de objetivo, diferentes cartas de guía/patrón y diferentes cartas de técnica.

Esto no exime de que la mecánica principal no cambia y que la línea del juego es la misma, pero si es cierto, que tantos elementos variables, permiten partidas muy diferentes. Aunque las sensaciones principales igualmente no varían en demasía.

Escalabilidad

Sagrada es un juego con interacción indirecta, es decir, al robar los dados para nuestra vidriera impediremos que otros jugadores cojan los dados que nosotros hemos cogido.

Del resto de posibilidades, nuestro puzle es nuestro solo y nadie puede meterse en él. Teniendo en cuenta estos dos factores, Sagrada es un juego que escala perfectamente a cualquier número de jugadores.

Para este equilibrio, Sagrada cambia el numero de dados que se roban al inicio de una ronda, según el numero de jugadores, con esto, todos los jugadores siguen robando el mismo numero de dados y sigue sobrando un dado al final de la ronda.

La única diferencia, es que, al haber un pul común de dados, la incertidumbre por saber si nos van a llegar los dados que queremos, crece, cuantos más jugadores seamos.

sagrada juego de mesa

Lo mejor y lo peor

Pros

  • Una producción de 10
  • Un abstracto sin fisuras, se puede jugar con cualquier tipo de jugador.

Contras

  • Su modo solitario, es anecdotico.
  • Aunque trae cantidad de cartas, cuando has jugado unas cuantas, el cuerpo te pide más.

Conclusión

Parece que desde finales de 2017 ha habido una corriente de juegos abstractos, que vienen a llenar un hueco entre los abstractos familiares y medios.

Hasta ahora podíamos disfrutar de grandes abstractos tirando a duros y ese hueco de abstractos tirando a familiares, tenia un hueco que rellenaban pocos juegos.

Fruto de esto, han salido en las últimas fechas juegos en castellano como Azul, Dragon Castle, Onitama (este quizás tiene un nivel de exigencia mayor), Tao Long o este Sagrada.sagrada juego de mesa

Sagrada ha entrado de manera fulgurante en esta categoría de juegos abstractos, reuniendo todos aquellos detalles que permiten al juego rayar a un gran nivel.

Partiendo de una estética y producción de muy alta calidad, Sagrada es un juego vistoso y que entra por los ojos muy fácilmente. Cualquiera que pase cerca de una mesa donde se este jugando a Sagrada, como mínimo se parara a ver que es ese juego tan colorido y con multitud de dadetes translucidos.

Este elemento, cada día es mas necesario para destacar ante el publico familiar y en general, para llamar la atención en un mercado lleno hasta la bandera de juegos.

¿Pero es solo estética?

 

No, Sagrada es un puzle de optimización, tremendamente táctico, con dosis de azar (a ver, que se tiran dados) y con ciertas dosis de interacción indirecta.

Un juego en el que nuestro puzle se puede convertir en nuestro desafío solitario, pero que va a subir de nivel familiar a jugón, en cuanto busquemos los tableros de los demás a la hora de elegir dados.

En definitiva, Sagrada entra por méritos propios entre nuestro Top 5 de juegos abstractos por razones de peso para nosotros como son:

  • Un abstracto que se puede jugar con cualquier tipo de jugador
  • Una producción realmente vistosa
  • Un puzle muy interesante
  • Un montaje y mantenimiento fugaz.

A meter presión a Devir, para que traiga la expansión.

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!