No en mi mesa, no amigo si eres de esa estirpe de jugadores que se sienta la mesa con ceño fruncido y poniendo caras raras desde la preparación del juego, no sera en mi mesa.

De un tiempo a esta parte, observo una clase de jugadores que supongo ya existe desde hace años, pero que no ha sido hasta ahora cuando su presencia se ha hecho más notable y molesta. Jugadores que se vanaglorian de pasar horas delante de la página web de la BGG, analizando toda la información y mecánicas posibles.

Esa clase de jugadores que antes incluso de sentarse a la mesa ya te va soltando coletillas, como: “si, vamos a jugar a este que están hablando mucho de él y seguro que voy a hacerle un traje”. Estos jugadores, llegan a la mesa y empiezan a analizar todo el funcionamiento del juego, pero no su desarrollo o como puedes ganar, sino donde pueden estar lo que ellos consideran fallos.

No en mi mesa, no amigo esta mesa no es para ti

No en mi mesa

No en mi mesa es una crítica a esos jugadores que se quieren convertir en jueces y sentenciadores de los juegos. Ese tipo de jugadores con los que te sientas en una mesa y desde el primer minuto se dedican a hablar de lo que ellos consideran fallos de un juego. Que parece que disfrutan más de la experiencia de criticar y destrozar lo que tienen delante, que de disfrutar todo lo bueno que tiene el hobby, que es mucho.

Tengo muy claro, que cuando terminas de jugar o tras varias partidas, unas virtud del hobby de los juegos de mesa, es la charlas, que te depara después, analizando lo que ha sucedido en la partida. También tengo claro, que medios de comunicación, influencers y demás comunicadores, quieren analizar lo que han visto ante sus ojos, entre ellos me incluyo.

Pero, también tengo claro que este es mi hobby, un lugar donde me siento alrededor de una mesa con amigos y en la que disfruto mucho de la experiencia.

No en mi mesa amigo, si tu prefieres estar mirando que puede tener bien o mal el juego, mientras refunfuñas y balbuceas entre dientes qué es lo que consideras que está mal diseñado, te agradecería que te buscaras otra mesa.

Este ante todo, es nuestro hobby de los juegos de mesa y me siento cada partida a disfrutarla, ya sea por la compañía, por el reto que tengo ante mí o por la experiencia. 

Luego ya tendré otro momento, para analizar el juego y opinar sobre él o incluso de tener una charla contigo de las virtudes y defectos del juego, pero mientras estamos a la mesa, venimos a disfrutar de nuestro hobby.

Así que, amigo mio, relaja tu espíritu y disfruta de la afición, porque si desde el segundo uno, lo que más te apetece es quejarte de las características del juego, a lo mejor, este ya no es tu hobby.

Si quieres leer más artículos de opinión, no dejes de visitar nuestra sección

2 Comentarios

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!