Hands in the Sea nos traslada al conflicto de la primera guerra púnica, una batalla marítima entre romanos y cartagineses que Doit Games nos trae en castellano.

Hands in the Sea, Sicilia en el epicentro de la batalla

Hands in the sea juego de mesa

Ficha

Hands in the Sea

  • Editorial: Do it Games
  • Diseñador: Daniel Berger
  • Diseño gráfico: Don Lloyd
  • Ilustraciones: Jaime Noble Frier y Daniel Campos
  • Ilustración de la caja: Naomi Robinson
  • 2 jugadores
  • 150 minutos

¿De qué va?

Del 264 al 241 a. C.  Roma y Cartago se enfrentan por el control del Mediterráneo occidental centrándose en la ocupación de Sicilia y los mares vecinos en lo que se conocerá como la Primera Guerra Púnica. Los jugadores se ponen en la piel de los generales romanos y cartagineses para bloquear los mares con sus flotas y conquistar las ciudades enemigas.

¿Cómo se juega?

La mecánica principal de este juego es la construcción de mazos apoyada con un mapa en el que se desplazan las flotas y se marcan las ciudades conquistadas. No voy a explicar aquí como funciona esa mecánica pero sí el juego.

Cada jugador tiene un mazo inicial y para mejorarlo tiene otro exclusivo del que pueden comprar cartas, hay unas pocas que son neutrales y están disponibles para los dos. También se añaden al mazo las cartas de las localizaciones que se conquistan. Los jugadores roban una mano de 5 cartas y empezando por el romano van alternando turnos. En su turno un jugador dispone de dos acciones jugando sus cartas y después rellena su mano, cada vez que el jugador cartaginés termina su mazo pasa un turno y se juega un evento. La partida sigue hasta el final del turno 12 si no ha habido antes una victoria automática.

Hay tres condiciones de victoria automática:

  • Un jugador controla la capital del contrario
  • Un jugador se distancia en al menos 25 puntos
  • Un jugador controla por completo Sicilia

Y seis condiciones de fin de partida tras el cual se contarían los puntos y el que más tenga será el ganador, en caso de empate gana el cartaginés:

  • Un jugador coloca todos sus pueblos o ciudades
  • Un jugador captura 10 puntos en pueblos y ciudades del contrario
  • Un jugador tiene 8 puntos de prestigio
  • Un jugador llega a 90 puntos
  • Sale el evento Paz en los nos del 9 al 12 y se saca la tirada de fin de partida
  • Y los antes mencionados 12 turnos.

El corazón del juego es la fase de acciones, hay 24 diferentes además de algunas acciones gratuitas que no cuentan como tal. Parece complicado pero no lo es. El funcionamiento básico del juego es sencillo una vez lo entiendes, hay muchas acciones pero algunas sólo son descartar cartas o pasar.

Sería muy largo detallarlas todas, las hay para mover, combatir, comerciar, conseguir dinero, construir barcos, comprar cartas… todo ello da mucha variedad a la toma de decisiones del jugador, tienes que elegir dos cosas de entre todo lo que quieres (o puedes) hacer ese turno según dicta tu mano de cartas en las que verás los símbolos que te permitirán hacerlo. Básicamente se trata de maniobrar por mar y por tierra para conquistar los pueblos y ciudades neutrales y contrarias  que te darán puntos y dinero al final de cada turno.

Las hojas de ayuda están muy bien hechas y permiten jugar perfectamente sin necesidad de estar mirando las reglas a cada rato. Sólo añadir un detalle más, hay un mazo de cartas de estrategia que al comprarlas se colocan en su espacio correspondiente en tu tablero personal y dan a tu facción una habilidad o una mejora que está en vigor mientras tengas la carta.

Hands in the sea juego de mesa

Rejugabilidad y jugabilidad en solitario

Dadas todas las opciones que ofrece la rejugabilidad es infinita, dos partidas se pueden parecer, el romano siempre irá al principio a tomar Siracusa y el Cartaginés a por Agrigentum y a tomar posiciones en Cerdeña… o no. Según la combinación de cartas que salga en las primeras manos y lo que quieran hacer los jugadores pueden pasar muchas cosas. En cambio diría que no se puede jugar en solitario, hay demasiada información oculta.

Estética y componentes

Me han gustado los componentes, el tablero de juego con el mapa y los tracks es de buena calidad, toda la información necesaria para jugar está clara y bien implementada. Los tableros de los jugadores y el de las cartas son de cartón duro, cumplen perfectamente su función.

Las cartas son de buena calidad pero en las de localización hecho de menos algo (¿un mapa?) que me diga donde está la ciudad para no estar buscando por el tablero, además los colores elegidos para distinguir si son de Sicilia o de Córcega / Cerdeña se distinguen muy mal. Las Hojas de Ayuda y el Reglamento están muy bien redactados y son muy útiles, la información está en su sitio y fácil de encontrar. El diseño gráfico me gusta y la ilustración de la portada es muy chula.

Hands in the sea juego de mesa

Comparación con A Few Acres of Snow

Es inevitable pensar en el gran juego de Martin Wallace, A Few Acres of Snow cuando vemos este, utiliza el mismo sistema y comparte muchas reglas con él. No veo ninguna alusión a Wallace ni a su juego en la introducción ni en los créditos y eso me parece poco elegante, puede que haya una razón para no citarlo pero la desconozco, el juego no cambia tanto.

En mi opinión, Hands in the Sea tiene añadidos acertados y otros no tanto. Creo que funciona muy bien la parte naval y la línea de suministros, aportan interés al juego y lo mejoran, sobretodo teniendo en cuenta esta mapa y la importancia de las zonas marítimas en él. Otro aspecto positivo son los tracks de prestigio y de saqueos, incentivan los ataques y añaden posibilidades al juego.

Por otro lado no me gustan nada los eventos y considero innecesarias las cartas de estrategia, ¿porqué añadir aleatoriedad a un juego en el que lo más importante debería ser la gestión de su mano por parte de los jugadores? No encuentro ninguna justificación histórica ni mecánica para que un evento fastidie la estrategia de uno de los jugadores para ese turno, y tampoco veo justificado que haya un mercado de cartas de estrategia (que siempre ve primero el jugador romano) que pueden modificar la capacidad de los jugadores para hacer algunas acciones.

Creo que el juego deja las mismas sensaciones que su antecesor, pero una de las cosas que me encantaron de él fue la elegancia que Wallace consigue con un puñado de reglas para darte la sensación de incertidumbre y tensión que produce el juego. Hands in the Sea lo complica y mejora algunas cosas, pero pierde frescura al añadir más de lo que debe. Sólo es mi opinión y no digo que sea la correcta, pero entre los dos yo me quedo con A Few Acres of Snow. Bueno, en realidad me quedo con los dos que han entrado en mi colección y ahí se quedarán.

Lo mejor y lo peor

Pros

  • Lo mejor del juego es la tensión que trasmite y lo bien que se ven reflejadas en la partida las acciones de los jugadores. Es muy divertido, te mete mucho en la partida las batallas son tensas.

Contras

  • Lo peor son los eventos que creo que rompen el ritmo de la partida.

¿Qué me ha parecido?

Me ha parecido un juegazo, he disfrutado un montón con sus partidas y no puedo más que recomendarlo. Las mecánicas están muy bien enlazadas con el juego. Puede que no deje satisfechos a los wargamers clásicos y que no se vea perfectamente reflejado el periodo histórico que estamos jugando pero si buscas un muy buen juego y no un manual de historia no te lo pienses.

Conclusiónes

Me parece un acierto la edición de este juego es español, aunque últimamente están saliendo bastantes juegos en la frontera entre los wargames y los euros, creo que pocos le hacen la competencia a este.

Es un juego que va a gustar a todo tipo de jugadores, los eurogamers van a reconocer las mecánicas y no van a tener ninguna dificultad en meterse, los wargamers van ver el conflicto y las batallas navales, terrestres y asedios, también vana reconocer términos como línea de suministro. Lo mejor es no preocuparse de la etiqueta y disfrutar del juego.

En poco más de dos horas se puede jugar la Primera Guerra Púnica y luchar por Sicilia, ¿te atreves? No te arrepentirás.

Si quieres leer más reseñas, no dejes de visitar nuestra sección

 

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!