Caylus vs Caylus 1303, hoy nos toca analizar las diferencias más importantes entre en clásico juego del preboste y su rediseño Caylus 1303.

En este artículo no vamos a explicar los juegos, ni vamos a dar nuestra opinión por separado. Nuestra intención es dar nuestro punto de vista sobre este enfrentamiento, por lo que, si todavía no has jugado o no sabes como se juega, a alguno de los dos, te pedimos que primero tomes conocimiento sobre el juego que no conoces.

Una competición que nos dejará algunas diferencias y que esperamos os ayude a tomar la decisión de comprar uno, otro o los dos.

Comenzamos!!!

Caylus vs Caylus 1303

Caylus


Caylus 1303


Caylus 1303 juego de mesa
Caylus 1303

Round 1: Arte Gráfico

En el Primer Round vamos a darle una vuelta al arte gráfico de estos dos diseños. Caylus ha tenido varios diseños, sin que ninguno de ellos termine de llegar a convencernos, a parte de ser un juego con tendencia a ser oscuro y poco vistoso, sus ilustraciones han quedado bastante atrás y se nota que ha envejecido relativamente mal.

En esto, caylus 1303 se nota un juego más moderno y amable, con un arte más cuidado, tanto en sus ilustraciones como en su iconografía.

Punto para Caylus 1303.

Round 2: Componentes

Aquí no podemos dudar prácticamente nada, realmente Caylus 1303 se nota un juego más moderno y con una producción acorde a la época actual.

Recursos personalizados y componentes de buena calidad que le dan un plus, que el anterior no tenía.

Además, la cuna del juego es lo suficientemente cómoda para que el despliegue sea muy rápido, que es lo que se le pide a este tipo de juegos.

Si bien es cierto, que con todo el plástico que tiene la cuna de Caylus 1303, ya podían haber hecho los huecos para los componentes de los jugadores, un poco más grandes y así, no tener que dejarnos los dedos.

Caylus 1303, gana por goleada en los componentes de juego.

Caylus juego de mesa
Caylus

Round 3: Mecánicas y desarrollo

Vamos con la parte que podríamos considerar más importante, la que posiblemente nos lleve a tomar la decisión de compra, si nos estamos planteando comprar uno u otro.

Partamos de la base, que Caylus 1303 es una especie de rediseño del clásico Caylus, es por esto que la mayoría de las mecánicas y desarrollo del juego, son las mismas.

Las diferencias más importantes están en la desaparición de la moneda como modo de pago, que se sustituye por el pago mediante trabajadores. En Caylus 1303 cuando un jugador ha pasado el resto debe pagar un trabajador adicional, cada vez que quiera realizar una nueva acción. Este elemento a priori podría darnos sensaciones similares, pero la realidad es que los jugadores van bastante más cómodos en este Caylus 1303, donde solemos ir más sobrados.

Es cierto, que al existir la mecánica en la que podemos bloquear losetas iniciales, los propios jugadores pueden hacer que esta necesidad sea más agobiante. Aun así, Caylus exige más y nos puede dejar más tirados en el pago de monedas.

Otro de los elementos diferenciadores, son los personajes, que en Caylus no existían y que en este 1303, se vuelven un elemento importante. Cada una de las habilidades de estos personajes, pueden resultar determinantes durante el desarrollo de la partida, por lo que, son un elemento a vigilar, que le dota de un cierto atractivo.

La construcción del castillo, pasa de ser un elemento restringido a un número de construcciones en Caylus, a un elemento libre en este Caylus 1303, donde nos servirá para luchar por los puntos de victoria, pero en el que solo lucharemos con los demás jugadores por el bonus.

Por último y aunque hay más diferencias a tener en cuenta, vamos a hablar de la que seguramente todo el mundo se hace más preguntas, El Preboste.

Primero que nada, vamos a decir que Caylus 1303 ¡SI! tiene preboste, hemos leído y escuchado que para la nueva versión de Caylus se había eliminado el preboste, pero nada más lejos de la realidad.

La diferencia más significativa entre el anterior preboste y el actual, es que el nuevo preboste se sitúa, al final de cada ronda, justo después del último edificio construido. 

¿Es mejor así? ¿Es peor? hablaremos de ello en las conclusiones. 

Caylus 1303 juego de mesa
Caylus 1303

Round 4: Escalabilidad 

No es que hayamos notado grandes diferencias entre un Caylus y otro en lo que a escalabilidad se refiere.

Si es cierto, que Caylus 1303 es un juego más fluido, con menos tendencia a que se ralenticen los turnos y esto lo hace más jugable en partidas a 5 jugadores.

Quitando este elemento, pocas diferencias más vemos y quizás solo la construcción del castillo que en Caylus está restringida, le de un interés mayor en partidas a 3 o 4 jugadores.

Caylus juego de mesa
Caylus

Round 5: Conclusiones

Vamos con las conclusiones finales sobre este enfrentamiento entre uno de los grandes clásicos de los juegos de mesa y su nuevo rediseño.

Para hablar de este duelo, uno de los elementos de los que debemos hablar es el preboste, que es sin duda un pilar fundamental de Caylus.

El preboste cumple la misma función en ambos Caylus, pero, para este nuevo Caylus 1303, el diseñador ha decidido intentar evitar, que el preboste dejará de ser importante. Esto pasaba porque en una partida al diseño clásico, si se tiraba demasiado para adelante el preboste, este dejaba de tener ningún interés.

¿Lo consigue? Pues a medias, es cierto que el preboste ahora no puede ser lanzado para adelante, pero tampoco, puede quedarse atrás y esto le resta presión y sufrimiento al juego.

El otro elemento importante es la eliminación de las monedas, sustituyéndolas por trabajadores y aquí es donde radica una de las grandes diferencias de sensaciones entre un juego y otro. Los trabajadores presionan bastante menos que las monedas, haciéndolo un juego relativamente más amable y menos exigente, es más fácil recuperar trabajadores, de lo que era antes, recuperar monedas y eso hace el juego más accesible pero menos acuciante.

Un punto muy a favor de Caylus 1303, es elemento posicional a la hora de construir los últimos edificios (los azules), dado que el tablero de construcción se resuelve por orden y esto añade el interés de que cuando elijamos un edificio inicial para convertirlo en una residencia nuestra, tengamos que tener en cuenta posición y que edificio queremos bloquear.

Pero no podemos olvidar el elemento que más nos ha llamado la atención en este rediseño de Caylus. Caylus 1303 elimina todo el proceso de construcción del castillo dejándolo simplemente en una recolección de recurso que da puntos y que otorga más puntos al que construye más en cada ronda, dejando muy suavizada la carrera por cubrir las puntuaciones más altas del castillo que tenía el clásico.

Como añadidos Caylus 1303 mete una serie de personajes con habilidades únicas, por los que competiremos durante toda la partida, un tira y afloja que marcarla casilla de favor del tablero y la construcción del castillo. Estos personajes pueden marcar la diferencia en Caylus 1303 y aunque no son determinantes, ni marcan la estrategia, si que otorgan bonus y habilidades muy respetables y a vigilar.

Vamos con nuestra conclusión final. Caylus 1303 llega para convertirse en un juego que aunque pretende mantener la tensión de su antecesor, se hace bastante más amable. Elementos como las monedas o la construcción del castillo, se han suavizado, a cambio de incluir algunos elementos más estratégicos como el posicionamiento para la construcciones finales o los personajes.

Esto hace de Caylus 1303 un juego que fluye más pero que exige menos, que mete una marcha más en profundidad, pero que mete menos presión y en estas, es difícil tomar una decisión.

Cada uno de estos dos Caylus, tiene virtudes y defectos, que nos encantaría que tuvieran ambos, pero que no es así.

Casi, va a ser una cuestión de gustos y de que las diferencias que os hemos explicado os llamen más o menos la atención, nosotros de momento, nos quedamos con…

CAYLUS

Si quieres leer más reseñas, no dejes de visitar nuestra sección

4 Comentarios

  1. Pero lo importante es cómo conseguir (en español) alguno de ellos. Porque entre que uno lleva tiempo agotado y el otro todavía no está publicado en España lo único que queda es esperar a que alguna editorial se anime a sacarlo.

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!