Mythwind juego de mesa

Analizamos los personajes de Mythwind

¡Hoy os traigo un artículo diferente!

Al jugar a Mythwind y hacer la reseña me quede con esa sensación de que me faltaba profundizar más en sus personajes, que al final, para mi es la gracia del juego, pero si lo hacía en el mismo artículo no les daba la importancia que para mi merecen. Así que he decidido hacerlo por separado para profundizar más en ellos.

Tened en cuenta que ellos son la clave del juego y es el lugar donde va a suceder todo, con lo que os recomiendo leer antes la reseña para luego venir aquí! Enjoy!

Mythwind juego de mesa

La Artesana

La artesana personifica la creatividad y la dedicación en su oficio. Su destreza en técnicas tradicionales como el tejido y la carpintería, adquiridas a lo largo de años de formación y perfeccionadas con la experiencia, le permite transformar diversos materiales en productos únicos. Desde telas hasta piezas de cuero, papel, abedul y cedro, cada uno se convierte en mochilas, botas, pergaminos, martillos y otros objetos de interés. Su taller es un crisol donde la práctica constante y el refinamiento le permiten abordar encargos cada vez más complejos.

El juego con la artesana se centra en un proceso de refinamiento gradual. A través de una cadena de mejora compuesta por cinco niveles, transforma materiales básicos en versiones mejoradas para luego convertirlas en productos demandados por los clientes. Con el tiempo, su reputación aumenta, respaldada por la calidad y la originalidad de sus creaciones.

Después de la actividad en la ciudad, la artesana repone su inventario de robo con un material según su alineamiento o vende un material refinado, generando ingresos y obteniendo una nueva acción. Esto puede implicar recibir un encargo, refinar un material adicional, llevar un material al nivel inicial de refinamiento, vender otro material o aumentar su reputación. Si posee una habilidad relacionada con el material elegido, la ejecuta.

Además, la artesana recibe tres materiales al azar y los agrega al nivel inicial de su cadena de refinamiento, refina un material existente, avanza un nivel en la cadena de refinamiento o realiza otras acciones que contribuyan a su progreso. Este enfoque la impulsa a equilibrar la venta de productos refinados con la gestión de encargos, promoviendo así el crecimiento de su negocio y su reputación.

El Granjero

El granjero, robusto y barbudo, es el alma de la agricultura y la ganadería en el valle. Cultiva fresas, judías y patatas mientras cuida de su ganado, utilizando nuevos equipos para optimizar cada proceso. Si logra mantener la armonía y aprovechar las condiciones climáticas favorables, su granja se convierte en un motor económico para la comunidad.

El juego del granjero se centra en un desafío de colocación de losetas de cultivo con formas de poliominó. En una cuadrícula de 8×9, conocida como la granja, el jugador desarrolla su campo de cultivo y realiza diversas acciones relacionadas con la agricultura y la ganadería.

Durante el día, las cinco acciones principales permiten al granjero plantar cultivos, atenderlos, cosechar y vender productos, gestionar el ganado y adquirir o vender equipamiento. Cada acción está acompañada de habilidades específicas y tiene en cuenta el clima diario y el potencial incremento de terreno inservible al final del día. Este enfoque estratégico desafía al jugador a optimizar la producción y la gestión de recursos en su granja para maximizar su rendimiento económico.

Estos dos personajes para mi son los más sencillos, así que son los que recomiendo para primeras partidas.

¡Sigamos!

Mythwind juego de mesa

El Guardabosques

El guardabosques lleva una vida dual, alternando entre la ciudad y la naturaleza. En la urbe, contribuye al desarrollo mientras se abastece de herramientas para su labor en el bosque. En la naturaleza, explora los alrededores del valle, observa la flora y fauna, rastrea y caza animales, registrando sus hallazgos en un mapa detallado.

Cada día, el guardabosques puede elegir entre visitar la ciudad o comenzar una expedición. En la ciudad, aumenta su arsenal adquiriendo herramientas y emplea productos acumulados para efectos especiales, también apoya al resto de jugadores.

Durante las expediciones, enfrenta diversos encuentros que implican costos y recompensas, desde preparación hasta exploración. Con cada desafío superado, el guardabosques avanza en su exploración o regresa a la ciudad, adaptándose a los riesgos y recompensas de su entorno. Es el único personaje que puede no ir a la ciudad. 

Por poner una pega negativa a este personaje es su punto fuerte de azar. 

Y el personaje más difícil de gestionar…

Mythwind juego de mesa

La Mercader

La mercader es una figura central en la economía del valle, satisfaciendo las necesidades de sus habitantes mediante la compra y venta de productos. Su habilidad para gestionar la oferta y la demanda, ajustando precios y maximizando beneficios, la convierte en una pieza clave en el tejido económico local.

Al comienzo de cada día, la mercader ajusta el mercado y se enfrenta a rivales o clientes activos. Sus acciones principales durante el día incluyen vender productos al precio de mercado, aumentar su almacén comprando directamente a rivales, fabricar productos o alterar precios en el mercado, absorber rivales para adquirir sus recursos, o comprar productos al precio actual del mercado. Estas decisiones estratégicas están influenciadas por cambios estacionales, eventos climáticos y la dinámica competitiva del mercado.

Cada día presenta nuevos desafíos y oportunidades para la mercader, quien debe equilibrar la oferta y la demanda, anticipar cambios en el mercado y adaptarse a las decisiones de sus rivales y clientes. Su habilidad para navegar en este paisaje económico en constante cambio determinará su éxito en el valle de Mythwind.

Conclusiones

El granjero es definitivamente mi favorito cuando se trata de disfrutar al máximo de una partida. Hay algo increíblemente satisfactorio en cultivar tus propios cultivos, cuidar del ganado y ver cómo tu granja crece y prospera. Es una experiencia que realmente me sumerge en el mundo del juego y me hace sentir como si estuviera construyendo algo con mis propias manos. Además, el desafío de gestionar los recursos y optimizar cada acción para maximizar la producción es justo mi tipo de juego.

Cuando quiero centrarme más en la estrategia y la planificación a largo plazo, la artesana es mi elección. Su proceso de refinamiento y creación de productos únicos me permite sumergirme en un enfoque más detallado y calculado. Me encanta el desafío de gestionar los materiales, mejorarlos a lo largo de la cadena de refinamiento y luego convertirlos en productos de alta calidad que satisfagan las demandas de los clientes más exigentes. Es como resolver un rompecabezas complejo, ¡pero con la satisfacción adicional de ver tus creaciones cobrar vida!

En cuanto al guardabosques, lo veo más como una opción para partidas específicas. Si estoy jugando en pareja y buscamos una experiencia más cooperativa o individualista, entonces él tiene libertad absoluta en la ciudad y yo voy un poco más a mi bola. Su dualidad entre la vida en la ciudad y la exploración en la naturaleza puede ofrecer dinámicas interesantes cuando se combina con otro jugador. Sin embargo, en solitario, siento que pierde un poco de su brillo.

En cuanto a la mercader, es el personaje que menos me atrae. No es que sea un mal personaje, simplemente no se alinea con mis preferencias personales. Los aspectos económicos del juego, como comprar, vender y gestionar el dinero, simplemente no me emocionan tanto como otras mecánicas.

Prefiero sumergirme en la creación y la producción, o en la exploración y la aventura, en lugar de preocuparme por los precios y las transacciones comerciales. Sin embargo, reconozco que para muchos jugadores, la mercader ofrece un desafío estratégico único y puede ser una opción muy interesante.

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!