Tiny Towns es original citybuilding editado en España por Arrakis Games. Una propuesta interesante que te hara explotar la cabeza.

Tiny Towns, pequeño pero matón

TIny Towns juego de mesa

Ficha

Tiny Towns

  • Editorial: Arrakis Games
  • Autor: Peter McPherson
  • Ilustrador: Gong Studios, Matt Paquette
  • 1-6 jugadores
  • 45-60 minutos de duración

¿De qué va?

En Tiny Towns nos convertimos en los alcaldes de un pequeño condado que busca el crecimiento y la prosperidad, pero mucho ojo! El espacio es tan reducido que tendremos que hilar muy fino en la construcción de nuestros edificios.

Tiny Towns se juega a lo largo de diferentes turnos, hasta que todos los jugadores hayan acabado la partida. A diferencia de otros juegos, aquí no habrá un final que ocupe a todos los jugadores, sino que, cada jugador irá acabando su partida, cuando tenga relleno completamente su tablero individual.

Al principio de la partida se elegirán al azar una serie de cartas, que representarán los efectos de los edificios en juego. Además se repartirán 2 cartas de edificio especial y nos quedaremos con una.

El turno de juego es muy sencillo, el jugador activo elige un color de recurso que debe colocar en su tablero de juego y todos los demás jugadores harán lo mismo, posteriormente el jugador activo decidirá si construye algún edificio, cumpliendo el patrón de recursos que pide el edificio. A continuación el resto de jugadores irá haciendo lo mismo.

Si construimos, quitamos todos los recursos del tablero que cumplen el patrón y colocamos el edificio en una de las casillas que ocupaban dichos recursos.

Esta es toda la mecánica del juego, muy sencillo de reglas pero en el que ya veremos la profundidad.

La gracia del juego, está en que cada edificio tiene una manera especial de puntuar y que deberemos intentar cumplir.

Por otro lado, en una misma casilla nunca pueden coincidir dos elementos.

Cuando todos los jugadores hayan rellenado completamente su tablero, se eliminan los recursos del tablero y procederás a la puntuación.

TIny Towns juego de mesa

Estética y componentes

Un juego de proporciones pequeñas, pero que se vista a lo grande. Tiny Towns nos propone un quemacerebros donde el poco espacio que tenemos en el tablero es fundamental, pero en su contra, sus componentes brillan por su calidad y tamaño.

Si acaso Tiny Towns se podría guardar en una caja pequeña, pero sus componentes van a lo grande y con unas calidades encomiables.

Una gran cantidad de componentes de muy buena calidad, y todos a un tamaña casi desorbitado.

Escalabilidad

Tiny Towns incluye un rango bastante amplio de jugadores, en el que hasta 6 jugadores pueden participar. 

Paradójicamente, el juego tiene una curva de dificultad que es directamente proporcional al número de jugadores, a más jugadores, más dificultad.

Digamos que las partidas a pocos jugadores nos permiten más control y más posibilidades de gestionar nuestro tablero, pero conforme se amplía el número de jugadores, la dificultad crece, por el poco control que tenemos sobre los recursos que se vayan anunciando.

Aquí es casi, una elección particular, si preferimos partidas más familiares, juguemos a rangos cortos de jugadores y si queremos que Tiny Towns se convierta en un estruja cerebros brutal, ampliar el rango de jugadores.

Tiny Towns juego de mesa

Lo mejor y lo peor

Pros

  • Una mecánica tremendamente sencilla, pero que nos propone un estrujacerebros de grandes proporciones.
  • La interacción indirecta del juego, genera múltiples alternativas.

Contras

  • La variedad de cartas, no son pocas pero el juego pide a gritos muchas más.
  • Se han pasado con el tamaño de los componentes.

Contexto

Tiny Towns es un juego de reglas muy sencillas y aspecto bastante familiar. Pero debajo de este aspecto angelical se esconde un juego quemacerebros que hará implosionar a más de un jugador.

Aunque es fácil enseñar a jugar a Tiny Towns, iríamos con cuidado, debido a las sensaciones de juego.

Un tipo de juego muy frustrante, que te puede dejar fuera de la partida bastante antes que a los demás. Estos factores, hacen que el público más ocasional pueda sufrir má que divertirse en este juego, si no tenemos cuidado.

TIny Towns juego de mesa

Conclusión

Tiny Towns es de esos juegos de aspecto encantador, casi achuchable, pero que esconde debajo de todo ese amor, un juego bastante puñetero y muy quemacerebros.

La idea de la que parte es muy sencilla e incluso invita a jugarlo en familia, colocamos unos recursos por aquí, otros por allá y vamos construyendo unos edificios que nos den puntos.

Hasta ahí todo claro, y parece fácil, pero, el quid de la cuestión es que, el espacio es tan reducido y tienes jugar tanto con las decisiones de los demás, que cuadrar tu ciudad para poder ir construyendo edificios, se convierte en toda una epopeya.

Esta idea es tan sencilla, a la vez tan difícil y a la vez tan atrayente, que te engancha desde el primer minuto, en un juego de tensión constante, en el que vas mirando de reojo a los demás jugadores, no solo para saber qué recursos van a decir, sino para tramar, como en tu próximo paso, puedes tocarles un poco la moral.

Como toque, digamos extraño del juego, su nivel de dificultad crece dependiendo del número de jugadores, por lo que, cuanto mayor quieras que sea el reto, más jugadores necesitas.

En definitiva, preparaos para frustraros, para sufrir, para odiar y para un montón de sensaciones, en este autentico quemacerebros, de esos que aunque te hace pasarlo mal, sabes que te engancha.

Si quieres leer más reseñas, no dejes de visitar nuestra sección

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!