D&D Rol

Hasbro y la posible venta de D&D a Tencent

A través de Pandaily nos hacemos eco de la noticia del inicio de las negociaciones entre Hasbro y Tencent respecto a la IP “D&D”.

Por todos es sabido que el año 2023 ha sido duro para Hasbro, y es que según el informe financiero del tercer trimestre del 2023 llevaría experimentando pérdidas durante cuatro trimestres consecutivos de su core de negocio: los juguetes.

El acumulado de pérdida ascendería a más de 500 millones de dólares y de ahí la reducción de plantilla que realizó de 1.900 empleados (un 20%).

Actualmente el valor de sus acciones ha bajado casi un 53%, pasando de 108 dólares a 51 en los últimos cinco años, algo realmente importante.

Para nada un panorama alentador para Hasbro pese a tener un IP potente y que es uno de los activos más importantes de la compañía actualmente: D&D.

D&D Rol

Una marca que ha proporcionado ingresos de 657 millones de dólares solo con el lanzamiento de Baldur’s Gate 3 por parte de Larian Studios.

Y aquí es donde entra en juego Tencent, una de las accionistas de Larian Studios que ve muy claro una oportunidad de negocio después del éxito que ha proporcionado el videojuego BG3, con seis premios en los TGA, entre ellos el GOTY (Game Of The Year).

Y es que obtener esta IP podría, por un lado, reducirles costes actuales de derechos y, por el otro, obtener más libertad de movimientos para la explotación de esta, evitando comisiones por derechos de autor y reparto de ingresos.

A falta de ver más movimientos al respecto y profundizar en los derechos con los que quiere hacerse Tencent más allá de los digitales, esto supone un movimiento empresarial importante y que seguro tiene afectación a todo lo relacionado con la marca D&D.

A mi modo de ver, pueden pasar dos cosas:

  • Que todo siga igual pese al cambio de manos.
  • Que veamos un cambio relevante en los objetivos de crecimiento de la marca D&D.

Me inclino más por la segunda de ellas, dado que para poder sacar todo el jugo a una naranja hay que exprimirla bien y buscar la mejor manera de hacerlo.

Y nadie se propone hacer una compra monstruosa (económicamente hablando) si no va a sacar rédito de ello.

Habrá que seguir de cerca esta negociación y ver cómo evoluciona.